Tupiza celebró 440 años de fundación

3 jun.- La llamada “joya bella de Bolivia”, Tupiza en Potosí, celebró 440 años de fundación con la presencia del presidente Evo Morales Ayma quien entregó un coliseo cerrado con capacidad para 5 mil personas.

Para tal efecto el Gobierno requirió una inversión de Bs. 8.938.848 (millones de bolivianos), financiada por el programa "Bolivia Cambia, Evo Cumple".

Tupiza, Potosí - BoliviaPor su parte el alcalde de Tupiza, Miguel Cachambi manifestó que "es una alegría contar con nuestro coliseo municipal, allí vamos a poder realizar distintas actividades tanto deportivas, culturales, entre otros, está ubicado en el Distrito 11 estratégicamente para beneficiar a todos los vecinos", mencion

Tupiza “La Joya de Bolivia”

Tupiza es en verdad, la “joya de Bolivia” con sus cerros de tierra rojiza, sus campiñas color verde esmeralda y los atardeceres con los rayos del sol color rosa-violeta.

Es la ciudad con mucha vegetación y praderas donde los pajarillos entonan su canto con melancolía, y los grillos dejan escuchar su voz incomparable junto a la brisa perfumada de su clima tan agradable y acogedor.

Tupiza es capital de la primera sección de la Provincia Sud Chichas del Departamento de Potosí, con una superficie de 6.503 kilómetros cuadrados, encontrándose a una altura de 2.950 metros sobre el nivel del mar, una temperatura media de 18 grados centígrados y una población urbana que pasa los 20.000 habitantes. Por su situación estratégica se vincula con facilidad hacia las poblaciones de Cotagaita, Atocha, San Pedro de Lípez y Villazón.

Esta ciudad fue fundada un 4 de junio de 1574, aunque algunos historiadores sub-rayan en el hecho de que Tupiza fue fundada el 29 de octubre de 1535 por el Capitán Diego de Almagro, cuando éste español dirigíase hacia Chile. Sin embargo, el documento que mayormente acredita la fecha de su fundación es el señalado de principio 4 de junio de 1574, reconociéndose al español don Luis de Fuentes y Vargas como su fundador, tomando en cuenta que este conquistador estableció el primer corregimiento de los Chichas en 1563, tomando en cuenta que este conquistador sevillano fue Corregidor y Justicia Mayor de la Provincia Chichas luego de haber llegado a estas tierras con 60 soldados castellanos y 200 naturales lenguaraces reclutados en Potosí.

Don Luis de Fuentes y Vargas, también estuvo en el asiento minero de Porco donde obtuvo gran cantidad de macuquinas de plata, para con ellas seguir su travesía hacia el Sur siguiendo por el río Tumusla hasta la altura de Toropalca donde avistó por primera vez a los indios chicheños que portaban enormes hachas de piedra muy bien labradas, puntiagudas cachiporras, arcos y flechas de ónix que manejaban con habilidad y destreza.

Tras breve lucha entre lugareños y forasteros españoles, los primeros fueron vencidos por fuerzas comandadas por Luis de Fuentes, tomando prisionero al cacique principal y sus seguidores que informaron sobre la organización de los Chichas. Luego de un corto descanso, el conquistador español se dirigió hacia Cotagaita, donde no pudo repetir su hazaña de Toropalca, habiendo sido reducido mediante un cerco que se prolongó por un mes, tiempo en el que Luis de Fuentes ofreció rendirse frente a los naturales al no contar con agua u otro alimento.

Aquí, es interesante saber que el Capitán español, con cierta astucia y sus habilidades donjuanescas, enamoró a la bella indígena “Cora”, para luego casarse al estilo de la nación Chichas, hecho que permitió a Luis de Fuentes, adoctrinar a los nativos y someterlos bajo el estandarte español, ganándose toda gratitud y reconocimiento de éstos, defendiendo el territorio chicheño frente a los invasores chiriguanos y omaguacas que ingresaban a los poblados de Chichas en busca de metales y maíz.

Por separado, el Cap. Luis de Fuentes y Vargas se ocupó de explorar los valles y yacimientos mineros, abriendo sendas y fundando otras poblaciones, estableciendo su residencia en Cotagaita, para luego trasladarse a Tupiza, estar allí dos años y volver a Potosí para juntar monedas de plata que eran necesarias para seguir en su empresa de conquistar otros territorios del Sur.

De retorno a Tupiza y la idea de poder dedicarse a su hermosa consorte indígena, tuvo la mala noticia de que la hermosa “Cora”, de orgullosa casta y muy hermosa en su figura, no había soportado el desdén del capitán Luis de Fuentes, habiendo huido con otro español hacia Tucumán. Ese hecho motivó para que el sevillano Fuentes y Vargas abandonara Tupiza y se trasladara más al Sur, para fundar después el Partido de Tarija, siendo su Corregidor General y Juez de Justicia y Paz con asiento en Talina. Este cargo fue el primer sello administrativo de la dominación española en Chichas.