El Alto: Autoridades reaccionan tarde tras los disturbios en Senkata

Vecinos de El Alto, en la zona de Senkata, tuvieron que levantarse una vez más para que la Alcaldía y la Policía clausuren bares y casas de lenocinio.El Alto, 8 abr.- La Alcaldía Municipal de El Alto, con apoyo de la Policía regional, clausuró ayer cuatro bares clandestinos un día después de que enardecidos vecinos incendiaran cinco cantinas en el barrio Senkata, en protesta por la inseguridad de esa populosa barriada donde la semana pasada una adolescente fue violada y asesinada.

Autoridades policiales de esa ciudad anunciaron que intensificarán los operativos para intervenir y clausurar  cantinas y burdeles, factores que aumentan la inseguridad ciudadana.

“Han reaccionado en contra de estos centros de expendio de bebidas alcohólicas porque consideran que es el lugar de donde salen los delincuentes para cometer sus fechorías, y ellos ya habían hecho los reclamos pertinentes  ante la Alcaldía para que se proceda a la clausura de estos bares y cantinas; sin embargo, no han tenido una respuesta”, afirmó el comandante nacional de la Policía, coronel Óscar Nina.

La Policía de El Alto informó que dos adolescentes de 15 y 17 años son los únicos detenidos en relación con los disturbios del martes por la noche en Senkata, donde vecinos rebasaron a los agentes del orden y destruyeron cinco bares y cantinas en protesta por el asesinato de una joven que, al parecer, ocurrió en alguno de los locales asaltados.

La turba sacó el mobiliario de las cantinas y atizó una hoguera en la calle ante la mirada impotente de los policías, que fueron sobrepasados.

El padre de la adolescente asesinada, Enrique Mauricio Laura, demandó el esclarecimiento del crimen y reclamó la captura de los culpables. Según Laura, dos adolescentes que al parecer no fueron interrogadas por la Policía, pueden ayudar a dar pistas sobre los posibles autores del asesinato de su hija de 17 años.

El comandante de la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen (FELCC) de El Alto, coronel Adolfo Cárdenas, dijo que el caso está en investigación y aseguró que los dos detenidos no tienen que ver con el crimen sino que fueron arrestados por su participación en el ataque a los locales de diversión y por haber “obstaculizado el trabajo de la Policía”.

Narciso Catari, responsable de la Actividad Económica de la Alcaldía de El Alto, informó que cuando la comuna detecta discotecas, bares o  restaurantes clandestinos los clausura definitivamente.

Informó que alrededor de 250 casas de lenocinio funcionan en El Alto, de los cuales 70 tienen licencia.

La Alcaldía, según Catari, recauda hasta 20 mil bolivianos cada mes por multas a los locales ilegales.

El ataque a locales de expendio de bebidas y prostíbulos clandestinos  no es aislado. En octubre de 2007, el alcalde de entonces, Fanor Nava, se vio obligado a clausurar 2.000 bares y burdeles. En esta ciudad, una de las más inseguras del país, los vecinos optaron por tomar la justicia en mano propia.

APUNTES

-Operativo: La Alcaldía de El Alto y la Policía clausuraron cuatro locales clandestinos hasta las 18:00 de ayer. El operativo continuaba.

-Adulterados: En los locales clausurados se evidenció que no contaban con la licencia de funcionamiento y que expendían bebidas alcohólicas adulteradas.

-Lenocinio: Alrededor de 250 de estas casas funcionan en El Alto, 70 de las cuales tienen licencia.

-Sanciones: La Alcaldía afirma que recauda 20 mil bolivianos cada mes por multas a bares y locales ilegales. (cambio)

Últimas Noticias

Publicidad