Jorge Lazarte: Victoria de voto nulo arriesgaría legitimidad de comicios judiciales

2 oct.- El analista y ex vocal de la Corte Nacional Electoral, Jorge Lazarte, explicó que el “voto nulo” no tiene efecto legal, pero sí es legítimo en el caso de las elecciones judiciales del 16 de octubre.

Según Lazarte, todos los frentes políticos que apuestan por el “voto nulo”, deben ser conscientes que éste no tendrá efecto legal en la designación de autoridades, porque en el sufragio se contabilizan sólo los votos válidos. Empero, sostuvo que una “victoria” del voto nulo, será una muestra de la pérdida de legitimidad de este cuestionado proceso democrático.

Elecciones judiciales continúan siendo politizadas en el país.Explicó que el Gobierno apuesta por el voto válido, porque sabe que si un candidato gana por un punto, será electo, pero no tendrá legitimidad ante el creciente rechazo de la población a un proceso que se politizó desde el oficialismo y algunos sectores de oposición.

De acuerdo con la Constitución Política del Estado (CPE) en esta elección los votos nulos no son válidos porque en un proceso eleccionario gana el candidato, frente o partido político que obtenga simple mayoría de sufragios válidos.

Jorge Lazarte: Voto nulo no tiene efecto, pero deslegitimará elección

Desde el inicio de este proceso electoral que organizó el Gobierno para designar a las autoridades judiciales, organizaciones políticas y sociales se han dedicado a promover el voto nulo, el voto “no” o el voto abstención, frente a la campaña por el voto válido del oficialismo. Para el analista Jorge Lazarte, el sufragio “no válido”, no tiene ningún efecto legal en los comicios de octubre, pero si demostraría el rechazo devastador de la población deslegitimando el proceso eleccionario.

Según Lazarte, la forma de marcar “No”, en la papeleta electoral, como lo propuso un partido político opositor, es considerado como voto nulo, lo mismo que toda marca que el elector decida poner en la papeleta manifestando su rechazo a este proceso y en también al régimen actual, que se ha empeñado en seguir adelante con este proceso, pese a irregularidades, denuncias e inhabilitaciones de candidatos.

“El voto No es tan nulo como cualquier otra marca que aparezca anulando el voto; es decir, si se pone el voto nulo, si se marca una “x”, en toda la papeleta, también representa voto nulo. Pero también puede haber voto nulo relativo, es decir cuando se raya o se marca una sola franja y se apoya a otra, ese es un voto nulo parcial”, explicó Lazarte.

De acuerdo a la Constitución Política del Estado (CPE) en esta elección los votos nulos no son válidos porque en un proceso eleccionario gana el candidato, frente o partido político que obtenga simple mayoría de sufragios válidos.

UNIVERSO DE VOTANTES

Sin embargo, si de una parte del universo de votantes, por ejemplo de cien electores, 50 emitirían votos válidos y otros 50 emitirían votos nulos, en ese caso, los candidatos a elecciones judiciales serían elegidos de todas maneras, “aunque tengan un solo voto de diferencia”.

“Esta es otra irregularidad, por mucho que la gente vote nulo ¿Cómo hacer creer a la gente que los candidatos han sido electos cuando la población ha votado en contra de ellos? ¿Cómo hacer creer que han sido elegidos por la población si han votado en contra de ellos? Es decir, es un contrasentido”, puntualizó el analista.

Además, Lazarte señaló que este proceso está lleno de confusiones y que se lo puede calificar de una “triste aventura”, destinada al fracaso.

“Por eso es que en ningún país se hace lo que en Bolivia se está haciendo ahora. Porque el Gobierno lo ha hecho por razones de cálculo político y que alguna gente de buena fe lamentablemente apoya”, dijo.

Aproximadamente, son 4 millones de bolivianos que acudirán a las urnas electorales, el próximo 16 de octubre para la designación de las nuevas autoridades judiciales. En el país, son más de 10 millones de habitantes. Lo que significa que el universo de votantes que no votará, por razones de edad (18 años para abajo), es mayor al universo de votantes que sí podrá sufragar.

Desde esta lógica, sólo una minoría de bolivianos decidirá quiénes serán las autoridades que estarán al frente del Órgano Judicial.

DEBER DEMOCRÁTICO

Pese a las “confusiones” que existen en este proceso, según Lazarte, la minoría votante debe asistir a votar en los comicios del siguiente mes por ser un deber democrático.

“La gente debía votar, puesto que hay un proceso electoral y hay una convocatoria. Hay penalidades en contra de los que no vayan a votar y también está el deber de los ciudadanos. Me parece que la gente va a ir a votar aunque no tiene ninguna idea de los candidatos”, concluyó.(EL DIARIO)

También le puede interesar

Últimas Noticias