Ocho frentes buscarán la presidencia en Bolivia el 3 de mayo

La Paz, 3 feb.- Al final, el proceso electoral del 3 de mayo tendrá a ocho contendientes en busca de tomar las riendas de la administración estatal desde la Presidencia del Estado. De las inscripciones electrónicas se pasó a la romería por el Tribunal Supremo Electoral (TSE) con sede en La Paz, donde se advirtieron más detalles de la clase política.

La cantidad de candidatos casi iguala a la presentada en los comicios fraudulentos del pasado 20 de octubre, dejando al país en un nuevo escenario de dispersión del voto ciudadano, además de confirmar la inmadurez política de algunos partidos, como el caso del Frente Para la Victoria, o la intolerancia perpetrada por la militancia masista al acompañar a sus candidatos.

Los ocho candidatos a la presidencia de Bolivia arrancan campaña proselitista desde hoy.
Los ocho candidatos a la presidencia de Bolivia arrancan campaña proselitista desde hoy.

La alianza JUNTOS confirmó a su binomio, la presidenta constitucional Jeanine Áñez y el líder de Unidad Nacional (UN), Samuel Doria Medina. El bloque es respaldado por el Movimiento Social Demócrata (DEMÓCRATAS), Soberanía y Libertad (SOLBO), Unir Para Renovar (UNIR) y TODOS.

Por la alianza Comunidad Ciudadana se ratificó a Carlos Mesa como presidenciable y Gustavo Pedraza como vicepresidenciable. A ese grupo integrado por el Frente Revolucionario de Izquierda (FRI), que quedó sin sus principales aliados de la anterior elección, se sumaron las agrupaciones Construyendo Beni y GENTE de Tarija.

Otra alianza, CREEMOS, postula a los ex líderes cívicos Luis Fernando Camacho y Marco Pumari, cobijados por Unidad Cívica Solidaridad (UCS) y otros grupos regionales.

La alianza LIBRE 21 presentó al expresidente Jorge Quiroga, quien repite binomio con Tomasa Yarhui, como sucedió en las elecciones de 2014, cuando llegó al tercer lugar con el Partido Demócrata Cristiano (PDC) al que ahora se suma el Movimiento Nacionalista Revolucionario (MNR).

Los primeros candidatos en llegar al TSE en plaza Abaroa, fueron los exministros de Evo Morales, Luis Arce y David Choquehuanca, por filas del Movimiento Al Socialismo (MAS). Su militancia actuó de forma violenta amedrentando a los otros frentes, insultando a los transeúntes e incluso lanzando piedras a discreción.

En el caso del Partido de Acción Nacional (PANBOL) se produjo un “enroque”, pues la que fuera candidata presidencial Ruth Nina, delegó el puesto para el dirigente de los Cooperativistas Mineros, Feliciano Mamani, quien postula a la Presidencia.

Del Frente Para la Victoria (FPV) se confirmó al médico y pastor cristiano Chi Hyung Chung como postulante, mientras su acompañante de fórmula registró otro escándalo electoral. La candidata a la Vicepresidencia Jasmine Barrientos fue descartada a último momento, siendo reemplazada por el alteño Leopoldo Chui.

En las pasadas elecciones anuladas, Chi tuvo similares problemas con su candidata vicepresidencial Paola Barriga, que lo calificó, como Barrientos, de “machista” en el PDC; en tanto, Chui tuvo problemas y cruce violento de declaraciones con Ruth Nina, cuando ambos formaban parte del binomio de PANBOL.

Finalmente, Acción Democrática Nacionalista (ADN) que se decía había firmado alianza en la sigla LIBRE 21, inscribió al militar en retiro Ismael Schabib como candidato presidencial y Remberto Siles como acompañante de fórmula, de la mano del jefe de ese frente Freddy Terrazas.

La etapa de impugnaciones y el inicio de campaña proselitista en espacios públicos, también arrancó esta jornada.

//@VisorBolivia//