Lucha libre boliviana, nuevo atractivo turístico de El Alto para el mundo

El Alto, 6 oct.- Es domingo. A las 14.15, pese a que las puertas del Multifuncional de la Ceja de El Alto se abren a las 16.00, ya hay una larga fila de aficionados a la lucha libre, entre ellos decenas de extranjeros que llegan hasta El Alto para apreciar el espectáculo.

Europeos, asiáticos y, por supuesto, centenares de bolivianos esperan ansiosos el cada vez más famoso espectáculo alteño, especialmente el ofrecido por las internacionalmente reconocidas cholitas luchadoras o cachascanistas.

“Estamos curiosos por ver a estas mujeres luchadoras desde que las hemos visto en un reportaje de la televisión alemana, también queremos ver a los hombres”, explicó el alemán Thomas Hârtel, que pagó 15 dólares por la entrada para ver el espectáculo, que cada semana congrega a 100 extranjeros.

Otra de las agrupaciones que se dedica a este show es Líder, organizada por los míticos y famosos Kid Simonini, Jaider Lee y Tatake Quisbert. Congrega a cerca de mil espectadores en sus presentaciones itinerantes, que se llevan a cabo en El Alto, el interior del país y en otros países.

Ambos grupos hicieron de El Alto la capital nacional de la lucha libre, especialidad que no es considerada un deporte, pero sí un espectáculo de masas.(JORGE MONTECINOS/Cambio)

Lucha libre boliviana, nuevo atractivo turístico de El Alto