Bolivia acude a las urnas con la mira puesta en las autonomías

Los centros de votación recibieron a los electores a partir de las 08.00 y prolongarán su trabajo hasta las 16:00 horas.La Paz, 4 abr.- Más de 5 millones de bolivianos acudirán hoy a las urnas para elegir a nueve gobernadores, ocho subgobernadores provinciales, once ejecutivos seccionales de desarrollo, 19 corregidores seccionales, 144 asambleístas departamentales por territorio, 100 asambleístas departamentales por población, 23 asambleístas indígena-originarios, 337 alcaldes municipales y 1.851 autoridades legislativas municipales.

Es decir, serán electas 2.502 autoridades en una histórica jornada electoral que marcará la definitiva muerte del viejo Estado colonial, porque el voto libre y soberano del pueblo implementará la nueva estructura y organización territorial del Estado prescrito en el título I de la Constitución Política del Estado: las autonomías departamentales y regionales que se sumarán a las autonomías municipales.

Así llegará a su fin una cuenta regresiva de unas elecciones marcadas por intereses políticos nacionales y regionales. De acuerdo con el presidente de la Cámara de Diputados, el juriconsulto Héctor Arce (MAS), para comprender la magnitud histórica y estructural de la presente consulta, vale solo remitirse al proceso de formación de las autonomías.

A partir de este 4 de abril, los departamentos tendrán un camino abierto hacia nuevas competencias que deberán refrendarse en una ley de Autonomías, otro de los grandes desafíos de la Asamblea Legislativa Plurinacional. También explicó que si antes, en décadas de neoliberalismo, existía un sólo Congreso, en el que se resolvían problemas de las más remotas localidades, ahora serán las Asambleas de cada uno de los nueve departamentos las que tomen sus decisiones. Asimismo promoverán nuevos proyectos de leyes, de ahí que se necesita armonizar criterios y en ello influirán los resultados de los comicios del 4 de abril, agregó.

La consulta ha sido antecedida, como en otras ocasiones, por encuestas de todo tipo, las que en su mayoría dan vencedor al partido de gobierno, Movimiento al Socialismo  (MAS) en siete de nueve departamentos (La Paz, Tarija, Oruro, Cochabamba, Potosí, Pando y Chuquisaca).

Lo cierto es que los comicios de hoy serán los sextos desde que Evo Morales tomó posesión como jefe de Estado, el 22 de enero de 2006.

En agosto de 2008, por solo recordar uno de esos sondeos, con carácter revocatorio, el estadista recibió un respaldo del 67 por ciento, aunque algunos pronósticos vaticinaron el fin de su gestión.

Las elecciones de este 4 de abril tienen asegurada de manera temprana la seguridad ciudadana, con miles de efectivos que desde hace semanas patrullan ciudades del eje troncal como La Paz y Santa Cruz, como parte de un plan contra la delincuencia. Tales comicios serán también fiscalizados por decenas de observadores de la Unión Europea y de la Organización de Estados Americanos(OEA), entre otros organismos internacionales.

Será otro proceso histórico, al decir de las autoridades bolivianas, llamado a consolidar la plurinacionalidad de un Estado que comienza a ser referente regional y mundial por sus profundas transformaciones.
(Cambio/Prensa Latina)

También le puede interesar

Últimas Noticias