Primer filme boliviano en 3D se estrena en La Paz

La Paz, 28 oct.- “Es el año 3000 de nuestra era. La humanidad ha dejado de existir y sus tesoros más preciados vagan por el universo, custodiados por un enorme robot, el cual es asediado constantemente por todo tipo de criaturas que quieren para sí esas incalculables riquezas...”, dice la sinopsis del primer filme boliviano en tercera dimensión (3D) titulado Los restos del último amanecer, del realizador Gustavo Castellanos. La película será estrenada el 4 de noviembre en el Multicine de la ciudad de La Paz.

Filme boliviano en 3D“Es la primera película 3D boliviana y una de las primeras experiencias en Sudamérica”, menciona Gustavo Castellanos. El año 2006, Castellanos emprendió el desafío de producir una película, junto a la productora Bolivia Interactiva, que aborde la crisis climática desde una visión futurista. La producción fílmica muestra las consecuencias que puede tener para nuestro planeta y nuestra especie el incontrolable calentamiento que estamos provocando por la destrucción de la naturaleza.

Castellanos considera que hacer cine en Bolivia es un reto muy difícil. “Estamos marcando el inicio de una nueva era en nuestro cine en una transición tecnológica importante. Pero, más allá de lo tecnológico, queremos transmitir un mensaje muy reflexivo sobre la humanidad y su futuro”, menciona el director de cine boliviano.

En la producción de Los restos del último amanecer, que demandó una inversión de más de 50 mil dólares, participaron actores nacionales y la animación en tercera dimensión estuvo a cargo de Osvaldo Terrazas.

Más de la mitad de la película está hecha en animación electrónica y el resto con los personajes reales que participaron en el rodaje en diferentes escenografías de Potosí, Tarija y Chuquisaca.

Castellanos agrega que este sueño fue realizado totalmente en nuestro país por profesionales bolivianos. “Es una producción de calidad que aborda un tema vital para la humanidad, con seriedad y sentido crítico, que trasciende la tendencia generalizada de quedarse en la búsqueda del culpable del cambio climático”, explica el realizador pionero en la producción en tercera dimensión en el país.

Sobre los tesoros de la humanidad que vagan por el espacio y entre los que se observa la Puerta del Sol de los tiwanacotas, Castellanos explica que al igual que la Estatua de la Libertad de Nueva York y otras reliquias, la escultura lítica también es considerada como uno de los tesoros del mundo, y ése fue uno de los motivos para que sea incluido en el filme.

Apto para todo público, el formato, la calidad y la temática lo convertirán, sin duda, en uno de los éxitos de taquilla de la temporada, menciona Castellanos, quien invita al público paceño a participar de la experiencia de ver cine en tercera dimensión producido en Bolivia.(cambio)

También le puede interesar

Últimas Noticias