Reprimen a la UPEA y esta suma apoyos de coordinadoras civiles

La Paz, 13 jun.- La Policía volvió a reprimir a los marchistas de la Universidad Pública de El Alto – UPEA, que esta jornada trató de ingresar al centro político del país, en la Plaza Murillo. Esa casa de estudios superiores ha sumado el apoyo de la Universidad Mayor de San Andrés – UMSA y coordinadoras de organizaciones civiles.

La Policía había reportado la baja de dos de sus miembros en la primera marcha de la mañana, uno con un golpe en la cabeza y otro efectivo con problemas de audición, luego que recibió la explosión de un petardo cerca de su oído.

La represión policial a la UPEA dejó heridos a estudiantes y marchistas.
La represión policial a la UPEA dejó heridos a estudiantes y marchistas. (Foto: RADIO LÍDER)

La reacción policial, sin embargo, no se dejó esperar, y la represión con gases lacrimógenos, golpes de tolete e incluso el uso del carro Neptuno, dispersó a los universitarios y docentes que mantienen vigila para pedir la modificación de la Ley 195 de Coparticipación Tributaria.

Incluso, estudiantes denunciaron que hubo disparos de balines de goma y los gases directo a los cuerpos y no al piso como se acostumbra en este tipo de intervenciones policiales.

Mientras las manifestaciones estudiantiles se mantienen en las calles, con la convocatoria para una marcha masiva mañana desde las 8:30 en la Plaza Mayor de San Francisco, el régimen ha vuelto a negar cualquier incremento presupuestario para la UPEA.

El segundo mandatario dijo que la UPEA tiene Bs 360 millones “guardados” en sus cuentas de caja y banco, que pueden utilizar “casi de forma inmediata”, agregando la propuesta de Bs 70 millones adicionales que el nivel central elevó en la mesa de negociación del lunes.

La UPEA ha reiterado que no quiere fondos “parche” sino una modificación de la Ley 195 para lograr el 2% de los ingresos que se reparten a las universidades del sistema público.

En tanto, la Universidad Mayor de San Andrés – UMSA ya sumó un quinto piquete de huelga en sus ambientes, apoyando a sus pares alteños.

El conflicto no solo queda en el nivel educativo, pues la coordinadora de organizaciones opositoras al régimen, representada por el profesor y dirigente trotskista José Luis Álvarez, ha confirmado sumarse a las medidas de presión desde este lunes.

Pero la adhesión desde el municipio de Achacachi, también llamó la atención, porque el dirigente campesino Felipe Quispe “Mallku” también advirtió con empezar el bloqueo de caminos desde el altiplano paceño la siguiente semana, si el régimen de Evo Morales no brinda mayores recursos a la UPEA.

El caso lleva más de un mes activo, con la muerte del estudiante de Comunicación Social, Jonathan Quispe, de por medio, en un caso todavía turbio para la parte querellante de la UPEA, representada en la abogada Paola Barriga. (VISOR BOLIVIA)

También le puede interesar

Últimas Noticias

Publicidad