Soldados de Apolo están fuera de peligro tras sufrir infección estomacal

La Paz, 8 oct.- El director de Comunicación del Ejército, Oscar Escalier, informó el jueves que los 10 soldados y un instructor del Regimiento Murillo con asiento en Apolo están "fuera de peligro" luego de sufrir una infección estomacal.

"Como una medida de prevención y rutina, el Comando General del Ejército ordenó el traslado a la ciudad de La Paz de los soldados que presentaban dolores abdominales y fueron sometidos a examen de laboratorio, ahora están en sala y no tienen peligro alguno", dijo en conferencia de prensa.

Explicó que los conscriptos llegaron el miércoles e ingresaron caminando al Hospital de la Corporación del Seguro Social Militar (Cossmil), donde estuvieron bajo observación sanitaria antes de que sean sometidos a exámenes de laboratorio.

Indicó que se presume que la infección se produjo por el consumo de agua del río en los puestos militares de la unidad, que cuenta con 400 conscriptos del primer y segundo escalón 2015 del Servicio Militar Obligatorio.

"El Ejército pide no alarmen a la población, además, el caso de los soldados no tiene relación con la muerte del conscripto, Juan Víctor Sumo Tapia, que adolecía desde antes que ingrese al cuartel gastritis o ulcera, pero la causa del fallecimiento fue por shock y hemorragia digestiva alta", indicó.

Explicó que el conscripto socorrido de emergencia a la Sanidad Operativa de la Unidad Militar, informó a destiempo para salvarle la vida y su fallecimiento se dio cuando era evacuado a la ciudad de La Paz.

Dejó establecido que el Regimiento de Infantería 30 Murillo, desconocía de la dolencia que tenía el soldado, pero la familia conocía de los antecedentes.

Indicó que ellos presentaban dolores abdominales y el comando general de Ejército ordenó que sean trasladados inmediatamente como medida preventiva para que sean valorados en Cossmil.

A su vez, la epidemióloga Mirtha Zúñiga dijo que los soldados y el instructor fueron sometidos a examen de laboratorio con el apoyo de la Unidad de Epidemiología del Servicio Departamental de Salud (Sedes) y remitidos al Instituto Nacional de Laboratorios de Salud (Inlasa).

"Estamos a la espera de los resultados, pero los pacientes están estables, fuera de peligro, ya no tienen los síntomas de diarrea por la infección, que incluso provocó la deshidratación de uno de ellos que hasta la mañana del jueves estaba en terapia intermedia", agregó.

Kevin Quiroga Aguilar, oriundo de La Paz y del segundo escalón dijo: "Estábamos de guardia en el puesto militar y consumimos ración seca y agua que no es potable y parece que eso nos hizo daño, pero ya estamos bien y con ganas de regresar a la unidad". (ABI)

También le puede interesar

Últimas Noticias